martes, 19 de marzo de 2013

Viaje a Madrid - PARTE #1

¿Como estáis preciosidades? Espero que bien y que tengáis ganas de leer, ¡porque os traigo una mega entrada del viaje a Madrid que hice este fin de semana! 

Como me iba a quedar un poco largo y las entradas ya de por sí van a ser un poco/bastante largas, he decidido contaros mis aventuras por los madriles en 2 partes. La de hoy trata sobre el viernes. Puede que solo estuviera en total 3 horas en la capital, pero cundieron, y mucho.


La verdad es que ha sido un finde bastante movido. Ya había podido estar anteriormente, pero nunca lo había aprovechado tanto como esta vez. No paramos casi en ningún momento desde que llegamos a las 7:30 de la tarde. 

DÍA 1: Viernes

Esa noche estuvimos alojados fuera del centro, en Aravaca. Una zona muy tranquila localizada a la oeste de la capital y bien comunicada por trenes y buses.

El hotel

Lo primero que hicimos al llegar fue dejar las cosas en el hotel donde nos alojábamos, el Aravaca Garden***. La verdad que digo hotel porque es lo que ponía cuando lo reservamos, pero la verdad que parecía mas un hostal bueno.


Mi opinión es que para pasar una noche, que es lo que hicimos nosotros, está bien. Para mas días creo que puede ser un poco agobiante. La habitación nuestra era minúscula, quizás de 2x3m (sin contar el baño). Vamos, lo justo para que quepa una cama doble del Ikea y una cómoda. Aunque sé que no todas eran igual. Una persona que nos acompañaba tenía una habitación que sería mas del doble de la nuestra.

Foto de la habitación con intruso incluido. Demasiado cansancio para levantarse xD 
Otro handicap bastante importante es que estaba pegado a las vías del tren! Por lo tanto, cada cierto tiempo se oía pasar a los trenes. 
¡Menos mal que desde las 11 de la noche hasta las 6 de la mañana paraban! 

Para acabar, diré que no todo fueron cosas "malas". Estaba todo limpio y nuevo. El desayuno era aceptable, y el trato de sus trabajadores fué afable. De hecho, la recepcionista me salvó el cuello la mañana del sábado, pero el porqué, os lo cuento mas abajo.

 PRECIO: 39€ (desayuno buffet incluido)

Conectando con Madrid

Una vez dejamos los bártulos, nos dispusimos a ir al centro. Nuestra idea era ir en coche hasta la estación. Situada a 1 kilometro y de ahi coger el tren hacia Madrid. Sin embargo, gracias al recepcionista supimos de presencia de una parada de bus justo al lado. 

Por ella pasaban muchos buses que te dejaba en 20 minutos en el Intercambiador de Moncloa. Para los que os estéis preguntando qué es el Intercambiador de Moncloa os haré breve descripción. No se trata más que de una estación donde confluyen muchos buses y que su vez está conectada con tren y metro.  

Intercambiador de Moncloa. Foto de www.urbanity.es
Como nuestro destino era Sol, optamos por el metro y llegamos en escasos minutos.


De compras

Si. Ahora toca la parte mas interesante. ¡Las compras! 
Os diré una cosa. ¡No me lo podía creer! No llevaba ni 5 minutos en el centro cuando vi la tienda de Flormar en la acera de enfrente. Evidentemente, no dudé en correr a cambiarme de lado e ir a curiosear. Eso sí, no sin antes decirles a mis acompañantes (chicos, por supuesto) que se fueran calle abajo a mirar cosas mas interesantes para ellos. Sinceramente, odio comprar con gente esperándome. Se estresan y por extensión, ¡me estresan a mí!

Qué decir de esta tienda. Bien ordenada, iluminada, limpia y las chicas, un encanto. Me atendieron muy bien y cualquier duda la resolvían al momento y con educación. Cosa que aprecio mucho.
Nada mas entrar me topé con un expositor de la nueva colección de esmaltes mates a 3'50€ cada uno. Me encantaron los colores. Sobretodo el rosa neon y el azul turquesa. Aun así no fueron los únicos que compré. No podía dejarlos abandonados a su suerte en la tienda y menos, cuando una de las dependienta me dijo que había 3x2.

¡Eufórica perdida me cogí 6 de los 7 que había! Total, una vez al año no hace daño, ¿no?


La cosa no acabó ahí. Justo cuando iba a pagar, al preguntarle una cosa a la dependienta, mis ojos se abrieron como platos al ver sus manos. Me encantan los esmaltes rosas y el que ella llevaba me enamoró. Así que le dije que me lo pusiera sin dudarlo. Reconozco que este fue el acto mas impulsivo de toda la compra y que seguramente hay esmaltes en otra tiendas de Bilbao iguales, ¡pero qué mas daba! Ya estaba ahí, y ademas, ¡¡con ese precio!! ¿Quién se resiste? 

Aquí una foto del esmalte de mi locura.

Flormar nº 381
En total los 7 esmaltes me salieron por 19'95€. Un precio mas que razonable. Es verdad que 2 de ellos me salieron gratis, y que seguramente de no estar la oferta no habría comprado tantos, (bueno, esto no lo puedo asegurar xD), pero el destino quiso que estuvieran de promo y me llevara todos estos bonitos esmaltes a mi casa.

Fin del día con chasco incluido:

Mi gozo en un pozo, cuando después de cenar y llegar al hotel, abro la bolsa de Flormar para deleitarme con mi compra y veo todo el interior de la bolsa rosa neón. Qué tristeza me entró. ¡Y qué maldita rabia! Saqué todos los demás como pude y armé un cristo en la habitación de órdago. 

Con las manos totalmente manchadas empecé a darle vueltas al asunto. ¿Me lo habría dejado abierto? ¿Estaba mal cerrado? ¡Pero si no lo he abierto! ¿Qué ha pasado? ='(

La respuesta no llegó hasta que mi novio me dijo que cogiera el tapón del esmalte antes de tirar la bolsa. En ese momento descubrí que era lo que había sucedido. Ni lo había cerrado mal, ni estaba mal cerrado de la tienda. ¡Se había partido por la parte de la rosca! 

Lo mas curioso es que no le dí ningún golpe a la bolsa, es mas, solo la apoyé cuando fui a cenar... Imagino que fue un defecto de fábrica, pero vaya mal trago pasé. Por lo menos, los demás estaban intactos. Manchados, pero intactos.

DÍA 2: Sábado

Verguenza:
El titulo describe muy bien lo que sentí cuando salí a desayunar. Con las manos como las tenía. A falta de acetona, me lo había intentado quitar malamente con agua. Decidida a llevar el esmalte de vuelta a la tienda, le pedí a la recepcionista a ver si era posible que me diera cinta aislante para cerrarlo. 

Le conté por encima lo sucedido y es aquí donde le tengo que dar las gracias. Muy resuelta se ofreció a buscarme acetona. No tenía porqué haberlo hecho, pero lo hizo y con ese pequeño detalle se ganó mi agradecimiento. Desde aquí, muchas gracias.

__________________________________________________________
FIN
__________________________________________________________

En la próxima entrada os contaré más sobre el sábado. Mi vista a Inglot, la devolución del esmalte en Flormar. Y también os hablaré de mi impresión sobre la tienda MAC PRO de Fuencarral, que por cierto, nada grata va a ser. 

Estaos atent@s y si queres estar al tanto de las actualizaciones, recuerda que puedes encontrarme por todas esas redes en las que estoy =) 




Un pa muy grande a tod@s!


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...